Imanol Alguacil se ha quedado con tan sólo 13 jugadores de campo de su plantilla para entrenar los próximos días, al no estar en Zubieta por diferentes motivos hasta 10 futbolistas de la Real Sociedad, y tres de los disponibles son transferibles. Zaldua, Diego Llorente, Illarramendi, Merino, Oyarzabal, Januzaj, Guevara, Merquelanz, Isak, Silva y Luca Sangalli se encuentran de baja por lesión, el covid-19 o estar concentrados con sus respectivas selecciones.

Imanol tiene previsto entrenar esta tarde en Zubieta, a partir de las 16.30 horas, con los realistas que tiene a sus órdenes, si es que los test para detectar el coronavirus que ayer se les realizaron no obliga a quedarse a alguno más en sus domicilios. En principio, Zubeldia, Aritz, Portu, Willian José, Aihen, Guridi, Sagnan, Gorosabel, Monreal, Kevin, Barrenetxea, Bautista y Le Normand son los jugadores de campo con dorsal del primer equipo que están aptos, además de los porteros Remiro y Moyá, aunque el balear no estuvo convocado contra la SD Huesca.

Sagnan, Kevin y Bautista, además, están en principio en la lista de futbolistas que podrían salir, ya que estuvieron cedidos el pasado curso y todo indicaba a que en este próximo de nuevo se les buscaría un destino en el que jugar a préstamo.

Un once de lujo con las bajas y la solución del Sanse

Los 11 jugadores que no pueden estar en los ensayos de estos días podrían formar un equipo muy atractivo. Con un portero, por delante podrían jugar en defensa Zaldua, Llorente, Merino, Merquelanz, con Illarramendi, Guevara y Silva en el centro del campo, más Januzaj, Isak y Oyarzabal en el ataque, siendo Luca Sangalli un comodín reserva de lujo.

Menos mal para la Real e Imanol que siempre está Zubieta y que los Zubimendi, Roberto López, Blasco, Robert Navarro y algunos otros chavales del filial están encantados de echar una mano si hace falta, como lo han hecho en los dos primeros amistosos, aunque el primero tampoco está disponible por estrenarse con la sub-21.