Sergio Busquets no jugará este sábado (17:00 horas) ante el Celta de Vigo. El centrocampista de Badia vio la quinta amarilla del ciclo después de una entrada peligrosa sobre Iñaki Williams, con el pie muy arriba. Gil Manzano le amonestó. Por ello, llegará al partido frente al Atlético de Madrid limpio de tarjetas y con algo más de descanso.

La baja tiene cierto peligro para Quique Setién, que no tiene a De Jong ni Sergi Roberto, lesionados. Los dos han jugado en la posición de mediocentro. A Setién sólo le queda Rakitic para actuar en esa posición, a no ser que recurra al filial Monchu, que juega ahí en el Barça B.